Bienvenido a este Blog. Detectives de Guerra le brinda los mejores análisis de los conflictos internacionales de actualidad

28 octubre 2019

22 maneras de cambiar la segunda guerra mundial




Necesaria nota explicativa por el editor del blog.

Algunas notas de prensa y artículos han tratado el tema, sin embargo, el presente es un complemento y selección de libros de un entusiasta seguidor del género de la ficción especulativa y temas de ucronía, es decir el género literario que abarca la novela histórica alternativa, cuya principal característica consiste en que la trama "transcurre en un mundo desarrollado a partir de un punto en el pasado en el que algún acontecimiento sucedió de forma diferente a como ocurrió en realidad; por ejemplo, los vencidos de determinada guerra serían los vencedores". 

La ficción especulativa, ucronía, historia alternativa, contrafactual o como queramos llamarla no pertenece solo a la literatura, en el arte tenemos una fuente inagotable de ese estilo y esa es la especialidad de nuestro amigo Nick Ottens en su portal "Never Was Magazine" (fuente de consulta de este reportaje). 


Los temas de ucronía son muy populares en el mundo anglosajón con sus conocidos What if... (y si...). Los autores de ficción literaria gustan mucho cambiar la historia también ciertos historiadores utilizan la ucronía para demostrar ciertas tesis.

A pesar de escucharse y conocerse términos como utopía (significa en "ningún lugar"); la distopía (viene a significar "mal lugar"); la ucronía (etilológicamente quiere decir "en ningún tiempo"), no son fáciles de explicar sobre todo si lo aplicamos a diversos campos, suele resultar algo complejo cuando se hallan presentes en el género literario y artístico. Las siguientes líneas corresponden a citas concretas tomadas de la Wikipedia para aclarar los conceptos. 

La Ucronía es la reconstrucción de la historia sobre datos hipotéticos (RAE). Fusiona dos géneros literarios, la novela histórica con la ciencia ficción; especula sobre realidades alternativas ficticias, en las cuales los hechos se han desarrollado de diferente forma de como los conocemos. Esa línea histórica se desarrolla a partir de un evento histórico extensamente conocido, significativo o relevante, en el ámbito universal o regional. Ese momento o acontecimiento común que separa a la realidad histórica conocida de la realidad ucrónica se llama punto Jonbar o punto de divergencia 


Distopía también conocida como anti utopía. Es una "utopía negativa" donde la realidad transcurre en términos antitécnicos a los de una sociedad ideal, representando una sociedad hipotética indeseable en sí misma, suele representarse en novelas, ensayos, comics, películas, serie televisivas, video juegos. La ucronía viene a ser un subgénero de la distopía.

El steampunk fue, en sus inicios, un subgénero literario nacido dentro de la ciencia ficción especulativa que surgió durante la década de 1980 de la mano de escritores conocidos por sus trabajos ciberpunk.​ A día de hoy, este subgénero ha madurado hasta convertirse en un movimiento artístico y sociocultural y no tan solo literario.​ Las obras de temática steampunk a menudo muestran tecnologías anacrónicas o invenciones futuristas imaginadas por los visionarios de su época (ciencia ficción, fantasía), todas ellas vistas desde la perspectiva victoriana en la cultura, el arte, la moda e incluso la arquitectura.

El steampunk se inspira principalmente en los trabajos de H. G. Wells y Julio Verne y del imaginario encontrado en sus obras,​ por lo que, al igual que el dieselpunk, este subgénero se puede englobar dentro del movimiento retrofuturista, el género de las ucronías y la ficción especulativa, pero su tendencia a incorporar elementos fantásticos y el carácter más desenfadado y utópico de sus tramas lo alejan tanto del dieselpunk como del cyberpunk.

El Dieselpunk se conoce con este término a la subcultura y al movimiento artístico y literario que combina las diferentes estéticas comprendidas entre 1920 y 1950, con aquellas encontradas en nuestro presente. El término hace mención a la llamada “Era diésel”, un periodo coloreado, entre otros, por el Art Déco, los héroes pulp, el jazz, la música swing, y los amorales detectives encontrados en la ficción negra. El dieselpunk busca crear algo nuevo, impredecible y diferente del resultado de combinar el espíritu de una era pasada con las modernas tecnologías y la actitud de hoy en día.

Al igual que el subgénero hermano steampunk, el dieselpunk forma parte de la corriente retrofuturista, y habitualmente sus tramas se pueden englobar dentro del género de las ucronías y la ficción especulativa, aunque no es extraño asociarlo también al cyberpunk debido a sus tramas de carácter distópico.  

Finalmente, el cyberpunk es un subgénero de la ciencia ficción, conocido por reflejar visiones distópicas del futuro en las cuales se combinan la tecnología avanzada con un bajo nivel de vida. Originalmente el término cyberpunk fue utilizado para referirse al movimiento literario encabezado por Bruce Sterling, William Gibson y John Shirley que surgió durante la década de 1980 en el seno de la literatura de ciencia ficción. El cyberpunk recibe su nombre de la adjunción del prefijo ciber- (relacionado con redes informáticas)​ al vocablo punk (en referencia a su carácter rebelde). En él, la ciencia (y sobre todo la informática y la cibernética) suele generar o interaccionar con algún tipo de cambio de paradigma social o cultural.


Por si algún despistado, el siguiente material trata sobre ficción literaria de la segunda guerra mundial.



t. andino


*****



Cómo cambiar la Segunda Guerra Mundial

Nick Ottens


Las historias alternativas de la Segunda Guerra Mundial normalmente matan a Hitler, para terminar la guerra rápidamente o la evitan por completo, o corrigen uno de sus muchos errores estratégicos (invadir Rusia, declarar innecesariamente la guerra a los Estados Unidos), para permitir una victoria del Eje. Sin embargo, había muchos más puntos de inflexión, cualquiera de los cuales podría haber guiado la historia en otra dirección. Si quieres cambiar la Segunda Guerra Mundial, aquí hay 22 formas de hacerlo.

Roosevelt es asesinado


El hombre en el castillo alto - La solución definitiva - Amerikan Eagle - Flores de Berlín.


Franklin Delano Roosevelt sobrevivió a un intento de asesinato de Giuseppe Zangara en febrero de 1933. Si hubiera muerto, no es difícil imaginar a otro presidente que mantenga a Estados Unidos fuera de la guerra en Europa.

Varias historias alternativas toman esta ruta, incluyendo The Man in the High Castle (1962) de Philip K. Dick, The Ultimate Solution (1973) de Eric Norden y Amerikan Eagle (2015 de Brendan DuBois) (escrito como Alan Glenn ). En Flowers from Berlin (1985), de Noel Hynd, Roosevelt también es asesinado, pero fue muerto por un asesino nazi en 1939. Wendell Wilkie fue elegido presidente el año siguiente.

Roosevelt no es reelegido

Otros dejan que Roosevelt viva, pero lo destituyen de su cargo antes de la guerra.

Wilkie es el reemplazo habitual. Aunque el republicano se pronunció a favor de la política de guerra de FDR después del ataque a Pearl Harbor, varias historias imaginan cómo su victoria electoral de 1940 podría haber permitido que el Eje prevaleciera. Los ejemplos incluyen "Trips" de Robert Silverberg, publicado en Final Stage: The Ultimate Science Fiction Anthology (1974), y "Ruby" de Alan Rodgers, publicado en Full Spectrum 5 (1995).


La trama contra América (The plot against America)


En “Kingfish” (1992), de Barry M. Malzberg, y “The Long View”, de S. Andrew Swann (1995), el populista de izquierda Huey Long sobrevive a un intento de asesinato en 1935 y es elegido presidente el año siguiente. La historia de Swann es inusual ya que tiene un largo inicio de la Segunda Guerra Mundial.

En "The plot against America" (2004), de Philip Roth tiene a Charles Lindbergh, el héroe aviador y América firster, electo presidente en 1940. Sin embargo, FDR retorna el año siguiente, cuando desaparece Lindbergh, justo a tiempo para poner la historia de nuevo en el camino correcto.


Gran Bretaña se queda fuera o hace la paz.



La facción de Windsor - Farthing - El líder - Dominio.


Una manera popular de mantener el Reino Unido fuera de la guerra es con Eduardo VIII, que simpatizaba con Hitler, manteniéndose como rey. D.J. Taylor en "The Windsor Faction" (2013), Wallis Simpson muere por una cirugía, adelantándose a la crisis de abdicación de 1936. (El gobierno británico se opuso que el rey se casara con una mujer divorciada). Jo Walton en "Farthing" (2006), una similar conspiración de aristócratas simpatizantes de los nazis aceptan la oferta de paz de Rudolf Hess en 1941.

En "The Leader" de Guy Walters (2003), Simpson vive con Edward quien se niega a renunciar al trono, precipitando una crisis constitucional que termina cuando el líder del partido fascista Oswald Mosley se convierte en primer ministro y hace un trato con Hitler.

Otro escenario popular es mantener a Winston Churchill fuera del número 10 de Downing Street.


Edward Wood, conde de Halifax, en 1944 (Archivos nacionales holandeses)


Edward Wood conde de Halifax, defendió las conversaciones de paz cuando las tropas aliadas quedaron atrapadas en Dunkerque, generalmente se lleva el peso de la caída. Los ejemplos incluyen a Stephen Badsey en "Disaster at Dunkirk" y la publicación de Peter G. Tsouras en "Third Reich Victorious Alternate Decisions of World War II" (2002) y C.J. Sansom´s  Dominion (2012).

John Charmley es más amable con Halifax en "What If Halifax Had Become Prime Minister in 1940?" (¿Y si Halifax se hubiera convertido en primer ministro en 1940?), publicado ePrime Minister Portillo and Other Things that Never Happened (Primer Ministro Portillo y otras cosas que nunca sucedieron) (2003). Imagina que Hitler invade Rusia y pierde la guerra de todos modos. Gran Bretaña emerge del conflicto como una potencia mundial en lugar de subordinarse a los Estados Unidos.

En el videojuego "Turning Point: Fall of Liberty" (2008), Churchill muere en un accidente automovilístico en 1931 y Neville Chamberlain sigue siendo primer ministro cuando Alemania invade el Reino Unido. Después de derrotar a Gran Bretaña y Rusia, y conquistar el Medio Oriente y el Este de Asia, las potencias del Eje lanzan una invasión de los Estados Unidos en 1953.


Guerra sobre Checoslovaquia


La guerra que llegó temprano: La guerra de Hitler (The war that came early: Hitler´s War) de Harry Turtledove.


Si Chamberlain y Édouard Daladier, el primer ministro francés, se hubieran mantenido firmes en Múnich y se hubieran negado a permitir que Hitler se anexara las partes de habla alemana de Checoslovaquia, la Segunda Guerra Mundial podría haber comenzado un año antes, cuando ni los aliados occidentales ni Alemania estaban completamente listos.

Este fue, de hecho, el temor del dictador italiano Benito Mussolini y de los líderes militares alemanes, algunos de los cuales estaban tramando un golpe en caso de que Hitler persistiera. Robert Harris cuenta esta historia en su ligeramente ficticia "Munich"(2017).

Hay sorprendentemente pocos historias alternativas que comienzan la guerra en 1938. Harry Turtledove en "The war that came early: Hitler´s War series" (2009-14) es la excepción. En ella, la guerra civil española termina en un punto muerto, Alemania se alía con Polonia contra la Unión Soviética y Japón invade Siberia.


Francia no cae



Los comandantes franceses y británicos Alphonse Joseph Georges y John Vereker en Arras, 8 de enero de 1940 (IWM); a la derecha tanques alemanes en Francia, mayo de 1940 (Bundesarchiv)


Pensamos en la caída de Francia en 1940 como casi inevitable. Se han escrito muchas reflexiones sobre la "decadencia" francesa y las tácticas superiores de Blitzkrieg alemanas. Pero no se necesita mucha imaginación para cambiar el resultado.

El historiador militar Mark Grimsley ha señalado que los aliados occidentales tenían más y más tanques y más combatientes que los alemanes. Ni el público francés ni los comandantes militares franceses eran derrotistas. En todo caso, fueron los generales de Hitler los que temían lo peor.

La clave de la victoria alemana fue la decisión de lanzarse a Francia en una ofensiva blindada a través de las Ardenas, seguida de un audaz cruce del río Mosa cerca de Sedan. Las tropas francesas de segunda clase en esta área fueron superadas en número. Francia había enviado a sus mejores tropas a través de la llanura belga para establecer un perímetro defensivo al este de Bruselas, bajo el supuesto de que los alemanes tomarían la misma ruta de invasión de 1914. Los Aliados tardaron cuatro días en reconocer su error, momento en el que ya era demasiado tarde. Las columnas blindadas alemanas habían llegado al Canal de la Mancha, cortando a las tropas británicas y francesas en Dunkerque.

Lo que parece un golpe maestro en retrospectiva fue realmente un accidente de la historia. El principal planificador militar de Alemania, el general Franz Halder, había propuesto originalmente una invasión a través de los Países Bajos, llamado Plan Manstein o Case Yellow, que estaba bastante cerca de lo que los Aliados esperaban. Pero esos planes cayeron en manos del enemigo cuando el alcalde Helmuth Reinberger de la Luftwaffe fue capturado con los planes de Case Yellow en Mechelen el 10 de enero de 1940. Los problemas mecánicos obligaron a su avión a aterrizar y el piloto confundió el río Mosa con el Rin y los dejó a ambos en Bélgica. 


Mapa Alemán Case Yellow (Caso Amarillo) 1939-40. Evolución del plan Case Yellow (Wikimedia Commons)


Reinberger debía de manera segura aterrizar en Colonia, donde tenía previsto entregar los planes de Case Yellow al primer comandante del Cuerpo Aéreo, la guerra podría haber sido muy diferente


Las tropas aliadas podrían haber retenido a los alemanes en Bélgica. La Tercera República francesa probablemente habría sobrevivido. Sin acceso a los puertos franceses, la capacidad de Alemania para librar una guerra submarina habría sido limitada. Gran Bretaña podría no haber sufrido el Blitz. Alemania no habría estado en posición de lanzar invasiones del norte de África y la Unión Soviética. Una campaña occidental prolongada puede incluso haber persuadido a los generales alemanes, quienes, hasta la caída de Francia, eran profundamente escépticos respecto del genio estratégico de Hitler, para eliminar al líder nazi y demandar la paz.

La única novela de historia alternativa que pude encontrar a continuación de este escenario es la de Alastair Reynolds "Century Rain" (2004). Tiene lugar en una década de 1950 alternativa donde el final de la Segunda Guerra Mundial ha frenado el progreso tecnológico y los fascistas ahora gobiernan Francia.

Desastre en Dunkerque



Soldados británicos esperan la evacuación en Bray Dunes, cerca de Dunkirk, en 1940 (IWM)


La casi milagrosa evacuación de las fuerzas aliadas de Dunkirk suplica una historia alternativa.

De hecho hay muchos en los que la Fuerza Expedicionaria Británica y los restos del ejército francés son destruidos y Gran Bretaña se ve obligada a capitular. Los ejemplos incluyen la Alternativa de Inder Dan Ratnu "Alternative to Churchill: The Eternal Bondage" (1974), Andrew Roberts y Niall Ferguson en "What if Germany had invaded Britain in May 1940?” (¿Qué pasaría si Alemania hubiera invadido Gran Bretaña en mayo de 1940?"), publicado en Virtual History: Alternatives and Counterfactuals (1997), y la de Guy Saville "The Afrika Reich" (2011) y su secuela "The Madagaskar Plan" (2015).



Historia virtual: alternativas y contrafactuales - The Afrika Reich - Mapa de The Afrika Reich (2011)


En las novelas de Saville, Alemania se hace cargo de las colonias francesas en África. Deporta a toda la población negra a Deutsch Westafrika, también conocida como "Muspel", y a los judíos de Europa a Madagascar, que es administrada por las SS. Gran Bretaña mantiene Egipto, Kenia, Nigeria, Rhodesia y Sudán. Italia, Portugal y España también conservan sus colonias. Una guerra africana ahora se cierne entre Gran Bretaña, Alemania y Portugal.

Michael Peck, por el contrario, ha argumentado en The National Interest que la pérdida de unas 200.000 tropas británicas en Dunkerque no debería haber sido fatal. Fue la Royal Navy la que impidió una invasión alemana del Reino Unido y la Royal Air Force que ganó la batalla en el aire. Pero la destrucción de la fuerza expedicionaria británica habría sido devastadora para la moral. Los comandantes británicos podrían haber dudado posteriormente en llevar la lucha al Eje en el norte de África y Churchill podría no haber podido enviar tropas a Grecia en marzo de 1941 en una demostración de apoyo inútil pero políticamente significativa.


No hay invasión italiana de Grecia

Hitler pasó sus días moribundos en el búnker de la Cancillería del Reich en Berlín culpando a su aliado italiano, Mussolini, por la derrota de Alemania. Si el Duce no hubiera invadido desastrosamente a Grecia en octubre de 1940, requiriendo la ayuda de Hitler y retrasando la invasión a la Unión Soviética, la guerra, creía, podría haberse ganado.



Hitler ha ganado


William Sanders presenta este escenario en "Duce", publicado por primera vez en Asimov´s Science Fiction (agosto de 2002). En ella, los agentes nazis viajan en el tiempo y matan a Mussolini antes de que pueda lanzar su desventura en los Balcanes.

"Hitler Has Won" (1975) de Frederic Mullally cancela de manera similar la campaña de los Balcanes y agrega un ataque japonés a Vladivostok para permitir que el Eje derrote a la Unión Soviética.


Invasión de Medio Oriente



Arriba, Mapa de Europa ocupada por los nazis, de la Revista Life, 5 de mayo de 1941. Abajo, mapa de la invasión alemana a Oriente, de la Revista Life, 28 de abril de 1941.


En la primavera de 1941, Hitler controlaba toda Europa occidental y la pregunta era a dónde iría después. ¿Intentar una invasión de Gran Bretaña? ¿O dirigirse al Medio Oriente y tomar sus campos petroleros? (Pocos anticiparon en el momento en que rompería su pacto de no agresión con la Unión Soviética).

La  revista Life sugirió ese año que Alemania podría moverse a Gibraltar y al Canal de Suez para atrapar a la flota británica en el Mediterráneo cortar sus líneas de suministro a la India y proteger a Europa de un bloqueo por mar con las reservas de petróleo de Oriente Medio y los graneros del norte de África en su poder.

La perspectiva alarmó a los estadounidenses, quienes temían que las tropas alemanas pudieran llegar a Dakar en la costa de África occidental y desde allí amenazar el hemisferio occidental.


İsmet İnönü, presidente de Turquía (Wikimedia Commons)


El problema, desde la perspectiva de Alemania, era la neutralidad turca. El presidente İsmet İnönü había considerado una alianza con la Unión Soviética y Occidente para contener el poder nazi antes de la guerra, pero luego los soviéticos firmaron su pacto de no agresión con Alemania en 1939 y los turcos sintieron que no tenía sentido unirse a Gran Bretaña y Francia.

Para dar a los alemanes la oportunidad de llegar a Oriente Medio, Turquía debía cambiar de opinión o Alemania debía violar su neutralidad.

Hitler había ofrecido a İnönü partes de Grecia a cambio de unirse a la guerra en el lado del Eje así como los estados intermedios en el Cáucaso. John H. Gill imagina que esto hubiera sido suficiente para los turcos en "Into the Caucus", publicado eThird Reich Victorious. Incluso logra que Alemania y Turquía se unan para atacar a Rusia desde el sur.

John Keegan argumenta en How Hitler Could have Won the War: The Drive for the Middle East, 1941", (Cómo Hitler pudo haber ganado la guerra: la campaña para el Medio Oriente, 1941), publicado en What IfThe World’s Foremost Military Historians Imagine What Might Have Been (1999). Los principales historiadores militares del mundo se imaginan lo que podría haber sido que los turcos, "luchadores pesados", pero carentes del equipo para defenderse de una invasión alemana. Si Hitler hubiera decidido utilizar Bulgaria y la Tracia griega como trampolín para invadir la Turquía europea, hubiera capturado Estambul, cruzado el Bósforo y capturado Anatolia, Keegan no ve qué pudiera haberlo detenido.

Un rápido avance hacia la barrera del Cáucaso, la frontera de Rusia con Turquía, habría asegurado el flanco de la Wehrmacht con la Unión Soviética. Desde Anatolia, podría haber irrumpido fácilmente en Irak e Irán, empujar sus tentáculos hacia el sur, hacia Arabia, y posicionar sus vanguardias para envolver el mar Caspio y amenazar el Asia Central de Rusia.

Bryan Perret sugiere en "Operation Sphinx: Raeder’s Mediterranean Strategy" (Operación Esfinge: Estrategia mediterránea de Raeder), publicada eThe Hitler Options: Alternate Decisions of World War II (1995), que Alemania podría haber capturado Gibraltar y Malta si Hitler hubiera seguido el consejo del almirante Erich Raedar. Sin esas bases estratégicas, Gran Bretaña podría haber sido expulsada del Alto Egipto, aunque Perret especula que los Aliados habrían priorizado el desalojo de los italianos del este de África.



Desastre en el desierto. "Disaster in the desert".


Ken Delve presenta un escenario similar en "Disaster in the desert":, An Alternate History of El Alamein and Rommel’s North Africa Campaign" (2019). (Desastre en el desierto: Una historia alternativa de El Alamein y la Campaña de África del Norte de Rommel). La invasión aliada de Túnez falla, Erwin Rommel derrota a Bernard Montgomery y se apodera de Egipto, dejando a sus Afrikakorps en una buena posición para barrer a través de Oriente Medio.

Alexander Rooksmoor analiza un escenario similar en "Other Roads II: Further Alternate Outcomes of the Second World War" (2014) (Otras rutas II: resultados alternos de la Segunda Guerra Mundial).


Sea Lion es un éxito

La Operación Sea Lion (Operación León Marino) fue el nombre en clave para la planificada invasión alemana de Gran Bretaña. El plan se abandonó en septiembre de 1940, cuando los alemanes se dieron cuenta que Gran Bretaña seguía conservando la superioridad aérea y naval.

Dado que la marina alemana no tenía una lancha de desembarco especialmente diseñada ni experiencia en guerra anfibia, el plan original, que requería desembarques de Dorset a Kent, se redujo a un desembarco de nueve divisiones con aproximadamente 67,000 hombres. Una vez que habubieran asegurado la costa, según el plan debían avanzar hacia el norte y rodear Londres. Los alemanes esperaban que eso obligaría a los británicos a rendirse.



La invasión alemana de Inglaterra como se muestra en Why We Fight: The Battle of Britain (1943) (Por qué luchamos: la batalla de Gran Bretaña).


La película de propaganda estadounidense de 1943, "Why We Fight: The Battle of Britain" presenta algo parecido a este escenario. (Ver Operación "León Marino", lo que nunca fue).

Los planes de ocupación incluían la división del Reino Unido en seis zonas de comando militar con tropas alemanas estacionadas principalmente en el sur.


En primera fila: Si Inglaterra hubiera caído - SS-GB - El León es humillado: ¿Y si Alemania derrotaba a Gran Bretaña en 1940? En segunda fila: Colaborador - ¡Invasión!  Operación León Marino, 1940 - Y todos los hombres del rey.


Los ejemplos de la Operación Sea Lion que tuvo éxito en la historia alternativa incluyen "If Britain Had Fallen" (1972) de Norman Longmate; "SS-GB" de Len Deighton (1978) y la miniserie de la BBC que se basó en ella (2017); "The Lion is humbled. What if Germany defeated britain in 1940" (2003) de Robert Blumetti; "Collaborator" (2003) de Murray Davies; "Invasion! Operation Sealion 1940" (2004) de Martin Marix Evans.

En "And All the King's Men" (1990) de Gordon Stevens, los alemanes conquistan Inglaterra pero los británicos continúan la lucha en Escocia.


Invasión - Contra el dia - Sin retroceder


"Invasión" (1990) de Kenneth Macksey, es la historia alternativa de la invasión alemana de Inglaterra en julio de 1940. Es la historia ficticia de la campaña de una invasión alemana del Reino Unido. "Against The Day trilogy" (1998-2005) de Michael Cronin, se centra en los jóvenes luchadores de la resistencia en Sussex ocupada por los nazis. Y en "No Retreat" (1994) de John Bowen (1994), Gran Bretaña capituló en 1942 y en la actualidad un gobierno británico en el exilio opera desde un suburbio de Washington DC. El mundo está dividido entre América, Alemania y Japón.

En el cine, una ocupación nazi de Gran Bretaña fue retratada de manera más famosa en 1964, "It Happened Here" (Sucedió aquí), mostraba al país bajo un régimen fascista colaboracionista dirigido por Oswald Mosley.


Operación Barbarroja

Hitler fue famoso por ser errático al dirigir la guerra en el frente oriental. Cuando la Operación Barbarroja no pudo conquistar Moscú, y Alemania se estaba quedando sin petróleo, Hitler dirigió su atención al Cáucaso y lanzó el Case Blue al año siguiente, que finalmente se atascó en Stalingrado.

What if the Germans had succeeding in taking Moscow? (Y si los alemanes hubieran tenido éxito en tomar Moscú?), James Lucas explora esta posibilidad en Operation Wotan: The Panzer Thrust to Capture Moscow, October-November 1941,” (Operación Wotan: El empuje Panzer para capturar Moscú, octubre-noviembre de 1941), publicado en The Hitler Options. Varias novelas también se basan en él.


La Stase Achronique - La opción de Moscú - Resistencia


En "La Stase achronique" (1976) de Jimmy Guieu, después de derrotar a Moscú, Alemania saca a Estados Unidos de la guerra con cohetes V-5. En la actualidad, tiene una base en la Luna y aterrizó a un hombre en Marte.

En "The Moscow option: An Alternative Second World War" (1979) de David Downing, Hitler cae en coma y el ejército alemán, libre de sus injerencias, marcha a Moscú en octubre de 1941.

En "Resistance" (2007) de Owen Sheers  (2007), la caída de Moscú y la victoria en el frente oriental pusieron a Alemania en una posición lo suficientemente fuerte como para rechazar los desembarques aliados en Normandía y lanzar una contra invasión del Reino Unido.


El plan de 1942 de la Alemania nazi para la Batalla de Stalingrado como se muestra en la película de propaganda estadounidense de 1943 "Why We Fight: The Battle of Britain" (Por qué luchamos: La batalla de Rusia).


Otra opción es que Case Blue tenga éxito. Robert Harris lo hace en "Fatherland" (1992), aunque también se desvía de nuestra línea de tiempo en otros puntos: Reinhard Heydrich sobrevive a un intento de asesinato en 1942 y una ofensiva masiva con submarinos obliga a una Gran Bretaña hambrienta a someterse en 1944.


Sin Barbarroja 



Colega de Adolf Hitler, Joseph Stalin y la partición de Polonia ( UpNorth )


En lugar de una exitosa invasión alemana de Rusia, ¿qué tal si no hay invasión?

Este escenario es impopular y, dado que el objetivo de la guerra para Hitler era ganar espacio vital para el pueblo alemán en el este, es poco probable. Sin embargo, hay algunas historias alternativas que exploran esta posibilidad: "The Fall of Frenchy Steiner" de Hilary Bailey, publicada en New Worlds (junio de 1964), y "Try Again" de Jack Wodham, publicada en Amazon Stories (noviembre de 1968).


Tercera ola a Pearl Harbor


Almirante Chūichi Nagumo (Instituto Naval de los Estados Unidos)


El ataque japonés a Pearl Harbor se realizó en dos oleadas. El primero, formado por 183 aviones, apuntó a los barcos. El segundo, formado por 171 aviones, atacó hangares y aeronaves estadounidenses. Se contemplaba una tercera ola para destruir el combustible y torpedos, las instalaciones de almacenamiento y mantenimiento del dique seco, pero el Almirante Chūichi Nagumo decidió no hacerlo, por temor a que las pérdidas japonesas superaran las ganancias.

Muchos han argumentado en retrospectiva que Nagumo cometió un error. Al evitar las instalaciones en tierra, hizo posible que los Estados Unidos se recuperaran relativamente rápido del ataque. El almirante Chester W. Nimitz, más tarde comandante en jefe de la Flota del Pacífico, creía que una tercera ola de ataque podría haber prolongado la guerra en dos años.

Frank Shirer imagina un escenario aún peor en "Pearl Harbor: Irredeemable Defeat", publicado en Peter G. Tsouras Rising Sun Victorious: The Alternate History of How the Japanese Won the Pacific War (2001). El portaaviones USS Enterprise, que en el mundo real se retrasó por el mal tiempo, llegó a Pearl Harbor cuando tuvo lugar el ataque. El acorazado Nevada está hundido en el medio del canal que conduce al puerto y lo bloquea durante meses.


Días de infamia - 1942 - Konpeki no Kantai, Volumen 1

En la serie "Days of Infamy" de Harry Turtledove (2004-05) y en "1942" (2009) de Robert Conroy, los japoneses siguen con una invasión y ocupación de Hawai. Hubo líderes militares japoneses que abogaron por esto, pero Nagumo pensó que era demasiado arriesgado y que el ejército no quería desviar tropas de China y el sudeste asiático.

En la novela de Yoshio Aramaki, "Konpeki no Kantai" (1990-96) y en la serie de anime que se basó en ella (1993-2003), el almirante Isoroku Yamamoto, comandante en jefe de la Flota Combinada de Japón, es echado atrás en el tiempo y dada la oportunidad de corregir los errores de Nagumo, Japón logra destruir no solo a Pearl Harbor sino a toda la flota del Pacífico estadounidense. América finalmente se rinde, luego de lo cual Alemania, alarmada por las fáciles victorias de Japón, declara la guerra a su aliado del Eje.

David L. Alley cuenta una historia completamente diferente en  "December 7, 1941: A Different Path" (1995) (7 de diciembre de 1941: Un camino diferente). En lugar de Pearl Harbor, los japoneses atacan Vladivostok e invaden Siberia. La Unión Soviética se ve obligada a librar una guerra en dos frentes, mientras que Estados Unidos permanece al margen.


Heydrich vive



Patria - El hombre en el castillo alto - Reinhard Heydrich


Ray Proscia interpreta a Reinhard Heydrich en "The Man in the High Castle". Reinhard Heydrich sobreviviendo al intento de asesinato por combatientes de la resistencia checoslovaca era poco probable que influya en el resultado de la guerra. Pero muchas historias alternativas permiten que el ambicioso oficial de las SS viva para que juegue un papel importante después de la guerra.

En "De Toekomst van Gisteren" (1972) de Harry Mulisch, el complot del 20 de julio de 1944 mata a Hitler y Ludwig Beck asume el cargo de presidente. Sin embargo, después de firmar una paz separada con los aliados occidentales, Beck es derrocado por Heydrich y Himmler. El primero finalmente se hace cargo del gobierno como Führer.

En "Fatherland" de Robert Harris (1992), Heydrich ha sucedido a Himmler como jefe de las SS y está destruyendo toda evidencia de la Solución Final para allanar el camino para una distensión con los Estados Unidos. Se menciona como un posible futuro Führer .

En la adaptación televisiva de "The Man in the High Castle" (2015-) de Amazon, Heydrich, en la década de 1960, es famoso por supervisar la colonización alemana de África, ya no puede esperar y da un golpe de estado contra Hitler.


Alemania consigue primero la bomba

En el mundo real, Alemania descuidó su proyecto de la bomba atómica y los estadounidenses llegaron primero. ¿Y si se invirtieran los roles?

Robert C. Fried discute eWhat If Hitler Got the Bomb? (1944)" (Y si Hitler conseguía la bomba? en 1944), publicado en What If? Explorations in Social-Science Fiction (1982), que, incluso si los nazis hubieran alcanzado primero la bomba y destruido Leningrado y Londres, aún habrían perdido la guerra debido al poder aéreo superior aliado.



Arriba, Arte de Sergio KV; abajo obra de Jonas De Ro


Forrest Lindsey argumenta de manera similar en "Hitler's Bomb: Target: London and Moscow", publicado eThird Reich Victorious, que los Aliados no habrían capitulado. Imagina a Alemania construyendo dos bombas nucleares y usándolas contra Londres y Moscú. Winston Churchill sobrevive al bombardeo del primero. El general Georgy Zhukov asume el control en la Unión Soviética cuando se elimina la dirección del Partido Comunista. Tampoco está dispuesto a renunciar a la lucha. La guerra continúa como lo hizo en el mundo real, excepto que los estadounidenses aceleran el Proyecto Manhattan y el Día D coincide con la destrucción nuclear de Berlín. Rommel, todavía vivo, negocia la rendición alemana.

En el otro lado del debate, hay quienes alegan que los alemanes, de hecho, desarrollaron primero un arma nuclear. Geoffrey Michael Brooks y Rainer Karlsch afirman en  "Hitler's Terror Weapons" (2002) y "Hitler's Bomb" (2007), respectivamente, que un equipo de científicos dirigido por Kurt Diebner detonó con éxito un dispositivo nuclear cerca de Ohrdruf, Turingia en marzo de 1945. Otros sostienen que los alemanes probaron un arma nuclear en la isla de Rügen a fines de 1944, que en ese momento era el hogar de una pequeña base aérea. Tampoco existe pruebas de que eso haya sucedido.

Brooks especula que el objetivo de la ofensiva de las Ardenas era recuperar los sitios de lanzamiento V-2 en los Países Bajos que podrían apuntar a Londres. La idea era equipar los misiles con bombas de uranio primitivas e intentar forzar a los británicos a salir de la guerra en el último minuto. "Wenn das der Führer wüßte de Otto Basil" (1966) y "L'histoire detourée" (1984) de Jean Mazarin  siguen este escenario.



Wenn das der Führer wüßte - Despues del fin del mundo - Hitler: la victoria que casi fue - Reich Star


En "The Triumph of the Third Reich" (1999) de A. Edward Cooper, los alemanes usan la bomba atómica para derrotar la invasión de Normandía en el Día D. En "After the End of the World" (2017) (Después delel fin del mundo), de Jonathan L. Howard, los alemanes usan la bomba contra Moscú.

En "Hitler: The Victory That Nearly Was" (1988) de Bruce Quarrie, Alemania inicia su propio "Proyecto Manhattan" en 1939 y pospone la invasión de la Unión Soviética a 1942. En el juego de rol "Reich Star", Alemania despliega armas nucleares en 1943 y es capaz de conquistar el mundo entero junto con Japón. Dos siglos más tarde, las potencias del Eje controlan el Sistema Solar y han esclavizado a razas alienígenas tecnológicamente inferiores.


Arriba: Ataque nuclear a Nueva York en "Wolfenstein: The New Order" (2014); abajo:  Ataque nuclear contra Washington DC en "The Man in the High Castle" (2016)


En el videojuego "Wolfenstein: The New Order" (2014), es Nueva York la que sufre la destrucción atómica a manos del Tercer Reich. E"The Man in the High Castle" (2016) de Amazon, es Washington DC. En ambos casos, los ataques nucleares allanaron el camino para una invasión del Eje de los Estados Unidos.

Japón gana la batalla del Mar de Coral




Mapa del plan de Japón para la Batalla del Mar de Coral y la invasión de Nueva Guinea (Centro de Historia Militar del Ejército de los EE. UU.)


La batalla del mar de Coral fue el primer revés para Japón después de Pearl Harbor. Aunque las dos partes perdieron aproximadamente la misma cantidad de barcos, la batalla evitó que Japón invadiera Nueva Guinea.

No se necesita mucha imaginación para cambiar el resultado, dado que las fuerzas aliadas y japonesas fueron iguales. Sumerga al estadounidense Yorktown y permita que los portaaviones japoneses Shōkaku y Zuikaku salgan ilesos de la batalla y sería posible que Japón siga adelante con los aterrizajes en Port Moresby.


Sol naciente victorioso: La historia alternativa de cómo los japoneses ganaron la guerra del Pacífico - Los soldados de Bush


John H. Gill y John Hooker exploran estos escenarios en "Samurai Down Under: The Japanese Invasion of Australia", publicado en Rising Sun Victorious, y "The Bush Soldiers" (1984), respectivamente. Ambos argumentan que una ocupación japonesa de Nueva Guinea podría haber servido como un trampolín para la invasión de Australia.

Otro beneficio para los japoneses de mantener al Shōkaku y Zuikaku intactos es que luego puedan participar en la crucial Batalla de Midway. En el mundo real, fue el Yorktown el que se unió a esa lucha.

Japón gana la batalla de Midway



El general Douglas MacArthur, el presidente Franklin Delano Roosevelt y el almirante William D. Leahy escuchan una presentación del almirante Chester W. Nimitz en Hawai, el 28 de julio de 1944 (Marina de los Estados Unidos)


La Batalla de Midway, que tuvo lugar apenas medio año después del ataque a Pearl Harbor, fue posiblemente el combate naval decisivo de la Guerra del Pacífico. Los cuatro portaaviones japoneses, Akagi, Kaga, Sōryū e Hiryū, fueron todos hundidos, al igual que el crucero pesado Mikuma. Japón no podría recuperarse de la pérdida.

Theodore F. Cook y Forrest R. Lindsey especularon que el resultado podría haber sido desastroso para los Estados Unidos en "Our Midway Disaster: Japan Springs a Trap, June 4, 1942", publicado eWhat If? The World’s Foremost Military Historians Imagine What Might Have Been. Los historiadores militares más destacados del mundo se imaginan lo que podría haber sido, y eNagumo’s Luck: The Battles of Midway and California, publicado en Rising Sun Victorious.

Lindsey sostiene que la derrota en Midway habría obligado a Estados Unidos a sacrificar su estrategia de "Europa primero" y defender la costa oeste. Combate con éxito los ataques japoneses en Panamá, Pearl Harbor y San Diego y eventualmente aún gana la guerra.


Mapa de los planes de guerra japoneses. El plan de Japón para conquistar el Lejano Oriente según informó la revista Life,  9 de diciembre de 1946


En el mundo real, Japón nunca tuvo ningún interés en los Estados Unidos continentales. La revista Life lo supo en diciembre de 1946. El ataque a Pearl Harbor solo tenía la intención de inmovilizar a la flota estadounidense para que los japoneses pudieran tomar Filipinas, Guam, Singapur, las Indias Orientales y la Isla Wake.

Luego, los japoneses pensaron que tendrían tiempo, detrás de sus defensas externas, para explotar su nueva "zona de recursos del sur" para obtener las materias primas que necesitaban para completar su guerra irremediablemente estancada en China.

Cuando la guerra fue mejor de lo esperado, los líderes de Japón, conmocionados por el Doolittle Raid en Tokio en 1942, calcularon mal: extendieron su perímetro defensivo para incluir a Kiska, Midway, Nueva Caledonia y toda Nueva Guinea.

"Esta decisión precipitada le costó la mayoría de sus transportes y fuerza aérea", dejando al imperio vulnerable una vez que Estados Unidos se movilizó por completo.


La guerra de MacArthur: la invasión de Japón.


Douglas Niles y Michael Dobson utilizan la derrota en Midway como el inicio de una elaborada historia alternativa en "MacArthur’s War: The Invasion of Japan" (2007). Douglas MacArthur deja al margen al almirante Nimitz y FDR, preocupado por los bajos índices de aprobación, ante un Congreso desesperado y un Proyecto Manhattan sin éxito, le permite llevar a cabo su estrategia preferida de la Guerra del Pacífico, que se centra en capturar las Filipinas, Iwo Jima y las islas de origen japonesas.


Invasión aliada del sur de Francia

En el mundo real, los aliados occidentales no invadieron el sur de Francia hasta dos meses después del Día D. Churchill había argumentado en contra, prefiriendo una invasión simultánea de las regiones productoras de petróleo de los Balcanes, pero esto fue vetado por Stalin, quien consideraba que el sureste de Europa era su esfera de influencia. Los franceses libres, por el contrario, presionaron para una invasión del sur de Francia y para julio los puertos de Normandía ya no podían manejar las necesidades de suministro de los aliados.


Segundo frente: La invasión aliada de Francia, 1942-1943: una historia alternativa - Las opciones de Hitler: decisiones alternativas de la Segunda Guerra Mundial.


¿Y si los Aliados hubieran priorizado la liberación de Francia y atacaban desde el sur?

En "Second Front: The Allied Invasion of France, 1942-1943: An Alternative History" (2014) de Alexander M. Grace se logra que los aliados negocien con la Francia de Vichy para un aterrizaje seguro en la costa mediterránea desde 1942.

Los alemanes, distraídos en Stalingrado, reaccionan con lentitud. Cuando Erwin Rommel es enviado para detener la invasión aliada, George Marshall y George Patton ya están moviendo sus tropas, junto con los franceses, a lo largo del país. A medida que aumentan las pérdidas en el este y el oeste, los líderes militares alemanes comienzan a pensar en maneras de deshacerse de Hitler.

William Jackson imagina una estrategia más amplia del sur de Europa en "Through the Soft Underbelly: January 1942-December 1945", publicado en The Hitler Options. Los aliados expanden la invasión de Italia en 1943 y, al mismo tiempo, aterrizan tropas en Grecia, persuadiendo a Turquía de que ataque a Bulgaria aliada a los nazis. Los británicos invaden Yugoslavia en enero de 1944 y los estadounidenses desembarcan en el sur de Francia en junio. Finalmente, una fuerza conjunta estadounidense y de la Commonwealth aterriza en Pas de Calais en agosto. La guerra europea termina en diciembre de 1944.


Roosevelt muere en Teherán



Joseph Stalin, Franklin Delano Roosevelt y Winston Churchill en la Conferencia de Teherán en 1943 (IWM)


Hay dos formas de matar a FDR en la Conferencia de Teherán de 1943. Una es médica. Se dijo que el presidente sufrió un "ataque digestivo" al reunirse con sus homólogos británicos y soviéticos en la conferencia de guerra. Sus médicos finalmente concluyeron que debía haber sido cosa de la gripe, aunque había rumores de envenenamiento.

La otra opción es más siniestra: realmente hubo un complot nazi, según los soviéticos, para matar a los tres líderes en Teherán. Los aliados occidentales se mostraron escépticos ante la inteligencia y Otto Skorzeny, el oficial de las SS que supuestamente estaba a cargo de la operación, escribió en sus memorias después de la guerra que un intento de asesinato solo se había discutido brevemente y se había descartado como inviable.



Teherán 43


Eso no ha impedido a los rusos dramatizar la trama en la ficción. El ejemplo más famoso es el filme franco-soviético de 1981, "Teherán 43".

Si solo fue Roosevelt el que murió, el efecto en la política estadounidense podría haber sido profundo, como escribe Alasdair Wilkins en "io9: Henry A. Wallace". El vicepresidente era (en ese momento) pro-soviético. (No fue hasta principios de la década de 1950 que Wallace reconoció a la Unión Soviética por la dictadura totalitaria que era). Un presidente Wallace podría haber sido menos insistente en que Rusia se uniera a la guerra contra Japón y más indulgente en Yalta, donde las tres potencias se dividieron efectivamente Europa en bloques alineados con los estadounidenses y soviéticos.


Desastre del dia D



Desastre en el Día D: Los alemanes derrotan a los aliados, junio de 1944


Para crear un desastre aliado en el Día D, la mayoría de las historias alternativas ponen a Rommel en el norte de Francia en lugar de en casa celebrando el cumpleaños de su esposa, lo que le permite orquestar una respuesta alemana más efectiva. Los ejemplos incluyen "Disaster at D-Day: The Germans Defeat the Allies, June 1944" (1994) de Peter G. Tsouras y "Bloody Normandy: The Controversy" de Tim Kilvert Jones, publicado en The Hitler Options.

Tsouras también concede la solicitud de Rommel de una división Panzer adicional. Jones sostiene que los alemanes podrían haber tenido más éxito en repeler la invasión aliada si Hitler hubiera sido persuadido de que los desembarcos de Normandía eran reales y no una desviación.

Matt Mitrovich de Alternate History Weekly Update advierte contra el hecho de que una derrota aliada en el Día D sea un momento decisivo en la guerra. Los soviéticos ya habían empujado a los alemanes de vuelta a Europa Central y los estadounidenses y británicos se estaban moviendo hacia el norte en Italia. La guerra habría continuado, tal vez con los soviéticos avanzando más hacia el oeste y los estadounidenses utilizando la bomba atómica para forzar la rendición de Alemania.

Sin embargo, la política estadounidense podría haber tomado un giro diferente. Dwight Eisenhower podría haber renunciado después de un día D fallido y casi con seguridad no se habría postulado a la presidencia en 1952. El republicano no intervencionista Robert A. Taft o el demócrata Adlai Stevenson habrían sido presidentes en un momento crucial de la Guerra Fría.


Hitler es asesinado


Valquiria - Der 21. Juli - Zorro en el Rin


Tomemos un escenario con Hitler: ¿qué hubiese pasado si la trama del 20 de julio, dramatizada en la película de 2008 "Valkyrie" , protagonizada por Tom Cruise, hubiera tenido éxito?

Fue el más elaborado plan de las decenas de intentos por atentar contra la vida de Hitler desde su ascenso al poder a principios de los años treinta. Entre los conspiradores estaban el ex jefe de personal del ejército, Ludwig Beck, quien se suponía debía asumir el cargo de presidente alemán; el subjefe de inteligencia militar, Hans Oster; Claus von Stauffenberg, quien colocó la bomba en la sede de Hitler en el Prusiano Oriental y otros.

Se suponía que Von Stauffenberg dejaría dos bombas, pero no tuvo tiempo de activar ambas. Dos bombas casi seguramente habrían matado a Hitler, pero no habría garantizado el éxito del golpe. En las historias alternativas  "Fox on the Rhine" (2000), de Douglas Niles y Michael Dobson, y "Der 21. Juli" (2001), de Christian von Ditfurth, Hitler es asesinado, pero Himmler termina convirtiéndose en el Führer.

En "Fox on the Rhine", Rommel, quien en realidad simpatizaba con los conspiradores, viéndose obligado a suicidarse, retiene el mando de las fuerzas alemanas en Occidente. Bajo su liderazgo, los alemanes convierten a Bélgica y al norte de Francia en un gran campo de batalla de tanques, culminando en una batalla muy diferente a la del Bulge.

En la secuela, "Fox at the Front" (2003), Rommel se rinde a los aliados occidentales con la esperanza de evitar una ocupación soviética de Alemania. Con las tropas de Rommel ahora luchando de su lado, el general Patton derrota a los rusos en Berlín.

Este escenario no es del todo exagerado. Semanas antes del final de la Segunda Guerra Mundial a los estrategas británicos se les ocurrió un plan, llamado Operación Impensable, preveyendo una guerra con la Unión Soviética. Se planeaba utilizar a 100.000 soldados de la Wehrmacht que se unirían a las fuerzas estadounidenses y de la Commonwealth en la liberación de Polonia. (Ver: La Temprana ´Guerra Fría´: Planes de la OTAN - Pacto de Varsovia)


Alemania se niega a rendirse


Mapa de Alpenfestung Alemania (reducto Alpino), de la revista Life, 9 de abril de 1945 (Alexander Leydenfrost)


En los últimos meses de la guerra, corrieron rumores de que los alemanes se estaban preparando para asumir una posición defensiva final en los Alpes. Un extenso reducto nacional denominado Alpenfestung, supuestamente esa fortaleza alpina debía mantener una prolongada defensa para salvar al nacionalsocialismo de la derrota.

La  revista Time informó en febrero de 1945 que los principales funcionarios nazis, acompañados por fanáticos de la Hitlerjugend y dedicados oficiales de las SS planeaban retirarse, "detrás de la retaguardia leal de Volksgrenadiere y Volksstürmer, al macizo alpino que se extiende desde el sur de Baviera a través de Austria occidental hasta el norte de Italia".

La  revista Life informó de forma similar dos meses después, pocos días antes de que Hitler se disparara en Berlín, que el ejército alemán estaba "retirándose a las mejores posiciones defensivas de Europa, los Alpes bávaros y austriacos". Las minas de sal en la zona se habían convertido en fábricas de guerra, produciendo armas, aviones de combate y gasolina, "se dijo que había hangares subterráneos con enormes depósitos de carbón, granos y alimentos".

Algo de esto era verdad. Las fábricas se habían trasladado a instalaciones subterráneas y se construyeron algunas fortificaciones. Pero la mayor parte era solamente propaganda nazi.



Die Stimmen der Nacht - El hombre con el corazón de hierro - Germánica.


¿Y si el Alpenfestung era real y Alemania se negaba a rendirse?

Thomas Ziegler imagina en  "Die Stimmen der Nacht" (1984) que un FDR aún vivo habría ordenado un ataque nuclear sobre Berlín para obligar a los nazis a rendirse.

En "The Man with the Iron Heart" (2008), de Harry Turtledove y "Germanica" (2015) de Robert Conroy, los intransigentes nazis libran una insurgencia (guerrillas) de los denominados Werwolf contra los Aliados desde su fortaleza de montaña. En el primero están liderados por Reinhard Heydrich, y en el segundo por Joseph Göbbels.


Mapa de invasión del Japón



Plan del general Douglas MacArthur para la invasión de Japón (Archivos Nacionales)


¿Y si Japón se hubiera negado a rendirse? Antes de los bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki, generalmente se piensa que no tenía intención de hacerlo aunque los líderes de Japón sabían que ya no podían ganar la guerra, pero planeaban que el costo de invadir y ocupar sus islas fuera tan alto como para obligar a los aliados a un armisticio. Toda la población japonesa fue llamada a resistir a los "demonios blancos". Los líderes militares estadounidenses estimaron que la invasión, con nombre en código Operation Downfall, podría costar entre medio millón y un millón de vidas aliadas. (Sobre este episodio ver: ¿Por qué la Segunda Guerra Mundial terminó con hongos nucleares?)


La montaña ardiente - Storming Paradise, volumen 1 - Más ligero que una pluma


Si la prueba Trinity de armas nucleares en julio de 1945 hubiera sido un fracaso y no existían armas nucleares disponibles para forzar la capitulación de Japón, entonces probablemente se habría llevado a cabo la Operation Downfall.

Eso lo encontramos en "The Last Year of the Old World"  (1970) de Ronald W. Clark; "The Burning Mountain" (1983) de Alfred Coppel y la serie de cómics "Storming Paradise" (2008-09), escrita por Church Dixon.

"Lighter than a Feather" (1971) dDavid Westheimer está escrito desde la perspectiva de un soldado que participa en la Operation Olympic, la invasión de Kyushu, que forma parte del plan general Operation Downfall, la  otra parte, Operation Coronet consistía en la planeada invasión de Honshu.

En "1945" (2007) de Robert Conroy, Estados Unidos desarrolla y usa armas atómicas, pero Japón simplemente se niega a rendirse, lo que lleva a una sangrienta guerra de desgaste y protestas al estilo de la Guerra de Vietnam en los Estados Unidos.


Nick Ottens
Original en inglés publicado en:
Never Was Magazine
How to Change World War II
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddToAny