Bienvenido a este Blog. Detectives de Guerra le brinda los mejores análisis de los conflictos internacionales de actualidad
Mostrando entradas con la etiqueta propaganda. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta propaganda. Mostrar todas las entradas

01 octubre 2022

El EJE (Axis) en la propaganda satírica estadounidense




Tito Andino

Recopilación de ilustraciones y textos*

Este artículo es continuación de:

Hitler en la propaganda satírica estadounidense


"Aventuras" caricaturizadas del maníaco trío del Eje (Hitler, Mussolini, Hirohito o el General Tojo), luchando juntos contra los Aliados y la producción industrial -armamentística.


Durante la Segunda Guerra Mundial Roosevelt buscó formas de convertir a los Estados Unidos en "el arsenal de la democracia" para sí mismo y sus aliados europeos suministrando las armas necesarias para derrotar a los ejércitos de Hitler, era una visión del idealismo y el poder económico de la nación con una capacidad para desarrollar una gran producción industrial. Aún en 1939, Estados Unidos estaba sumido en la Depresión, existía un vasto abismo entre el deseo de los estadounidenses de llevar la guerra a Japón y Alemania y el estado de su ejército y marina. 

 

        (Haga click sobre la imagen para ver a mayor resolución) 


Roosevelt y el Congreso respondieron a la emergencia ampliando el ejército y expandiendo el papel del gobierno en la economía de formas nunca antes imaginadas, incluso en el apogeo del New Deal. En los años siguientes, Estados Unidos se convirtió en el arsenal que Roosevelt describió, incentivando a la industria para convertir sus fábricas, por ejemplo, de elaborar refrigeradores a producir ametralladoras.


        (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución).


En 1940, ocho millones de trabajadores estaban desempleados, las fabricas producían por debajo de la mitad de su capacidad, como resultado, el gobierno federal tomó el control aún mayor de la economía, el Congreso asignó miles de millones en gastos de defensa desde 1940, así garantizaron que la mayoría de empresas estadounidenses pasaran a producir material bélico. La Junta de Producción de Guerra ofreció incentivos fiscales, préstamos e incluso ganancias garantizadas a las empresas que ahora estaban comprensiblemente ansiosas por producir los bienes que los militares deseaban. La solución de la administración Roosevelt combinó la libre empresa con una intervención gubernamental sin precedentes.

      (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución) 

Otras agencias federales tomaron el control de los mercados de productos básicos para asegurarse de que las empresas tuvieran acceso a las materias primas que necesitaban. La Oficina de Administración de Precios reguló el costo de las materias primas, así como los precios de los bienes de consumo para reducir la inflación y evitar el aumento de precios de los consumidores comunes.


         (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución) 

"La producción y preparación militar de Estados Unidos se vio facilitada por el gasto masivo del gobierno. Dada la extrema necesidad de construir un ejército y los beneficios para los trabajadores y la industria por igual, pocos criticaron el uso del dinero prestado por parte del gobierno para financiar el esfuerzo de guerra. La mayor preocupación en ese momento no era la capacidad del gobierno para devolver este dinero, sino si la repentina afluencia de gasto federal que condujera a la inflación. Los métodos de financiación de la guerra, sin embargo, absorbieron la mayor parte del dinero extra que se estaba moviendo hacia la economía".


        (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución) 

Como se sabe, la Junta de Producción de Guerra y otras organizaciones públicas y privadas produjeron una infinidad de carteles destinados a motivar a los trabajadores de la industria del armamento y resaltar su trabajo. Los carteles producidos por la Oficina de Información de Guerra (OWI) instaban a los estadounidenses a comprar bonos de guerra conectando sus inversiones con el esfuerzo de guerra. Una forma de motivar a la ciudadanía con la Propaganda de Guerra fueron los carteles satíricos que ridiculizararon a los jefes y fuerzas del EJE.


        (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución) 

"El gobierno reclutó celebridades y atletas para encabezar las campañas de bonos. Comprar un bono del gobierno fue más que un gesto patriótico; los bonos representaban una inversión segura que proporcionaba un reembolso garantizado con intereses. Los ingresos de estos bonos ayudarían a muchas familias a comprar más bienes una vez que terminara la guerra y asegurarían que se reanudara la producción civil de artículos como automóviles y casas nuevas. Al mismo tiempo, el reembolso de estos bonos disminuyó la probabilidad de que las tasas federales de impuestos sobre la renta volvieran a sus niveles anteriores a la guerra una vez que terminara la guerra".


Caricaturas de propaganda anti-eje de la empresa Philco. (haga click sobre las imágenes para verlas a mayor resolución) 

En general, la propaganda de la OWI trató de retratar la guerra como una lucha moral entre la libertad y el totalitarismo. La mayoría de los carteles y películas de la OWI eran optimistas, elogiando a los trabajadores industriales y soldados de Estados Unidos, alentándolos a continuar sus esfuerzos y no solo demonizar al enemigo. Sin embargo, cuando se trataba de la guerra en el Pacífico, la propaganda de la OWI se complacía con los prejuicios existentes contra los japoneses. En contraste, los carteles anti-alemanes estaban restringidos a imágenes demoníacas de líderes nazis, mientras que la guerra contra Japón se presentaba cada vez más como una guerra contra una raza infrahumana.


          Caricatura de propaganda de la empresa Philco.

La OWI empleó cientos de escritores y artistas para favorecer no solo el esfuerzo de guerra sino también las ideas liberales del New Deal. La mayoría de las publicaciones de OWI promovieron temas no controvertidos como el apoyo general a las tropas, la conservación de materiales, la asociación entre trabajadores industriales y las tropas en el frente y otras publicaciones para promover ideas más liberales: salarios justos, atención médica, el pleno empleo, que eran derechos por los que los estadounidenses luchaban en casa (estos últimos no siempre bien vistos por un Congreso cada vez más conservador que redujo el presupuesto de la OWI).


Caricaturas de propaganda anti-eje de la empresa Philco, acrónimo de "Philadelphia Battery Company", fabricante estadounidense de productos electrónicos con sede en Filadelfia. Philco fue pionera en la producción de baterías, radio y televisión. En 1961, Ford compró la empresa ("Philco-Ford"). Ford vendió la empresa a GTE en 1974 y Philips la compró en 1981. En Norteamérica, la marca Philco es actualmente propiedad de Philips. En otros mercados, la marca Philco International es propiedad de Electrolux.


Las fábricas estadounidenses no solo eran más productivas que sus rivales, eran innovadoras. La financiación para la investigación y el desarrollo condujo a la aplicación militar efectiva de tecnologías como radar, sonar, fusibles de proximidad, computadoras, aviones a reacción, la bomba atómica. El gobierno federal gastó más de $ 300 mil millones para lograr esta combinación de producción e innovación, más del doble de todo el presupuesto federal durante los últimos 150 años de existencia de la nación. El resultado fue una innegable superioridad de equipos que permitió a las tropas estadounidenses ganar la guerra con bajas relativamente moderadas. 


Selección de CARTELES sobre la superioridad industrial de los EE.UU frente al EJE

 


















*****

* El texto de este artículo es una sinopsis del libro online "Una Historia de los Estados Unidos Vol. 2", Capítulo 8: "Estados Unidos y la Segunda Guerra Mundial, 1941-1945", que fuera adaptado por la editorial Saylor Academy bajo una licencia Creative Commons sin atribución según lo solicitado por el creador o licenciante original de la obra. Año de publicación: 2012. El editor original de la obra solicitó permanecer sin nombre aquí.

23 agosto 2022

Zaporiyia y la amenaza nuclear. Propaganda de guerra Made in USA/Ucrania



por Tito Andino

Recopilación de artículos 

 

A pesar de la propaganda desinformativa, el temor de una catástrofe nuclear en Zaporiyia no debe considerarse simple conjetura.


Introducción 

Hemos repasado diferentes medios de comunicación (¿o desinformación?), se torna necesario la siguiente aclaración. Hace algo más de una década el mundo se alarmó tras el desastre ocasionado por el terremoto y tsunami en Japón que afectó a la central nuclear de Fukushima (producción de energía eléctrica). Un pandemonio de histeria global se desató (menos en Japón) gracias a los medios de embrutecimiento masivo (prensa), el deseo de alterar a millones de personas fue voluntario por parte de gente interesada, clamando como profetas del Apocalipsis: "!Los reactores nucleares van a explotar!".


Militar ruso cerca en la central nuclear de Zaporiyia (Reuters)

Los reactores nucleares no explotan como una bomba atómica. NUNCA. 

Y aunque el caso Fukushima es distinto a un hipotético ataque armado a la planta nuclear de Zaporiyia, en territorio ucraniano, el ejemplo de Chernóbil, en la misma Ucrania, es elocuente, Chernóbil fue un accidente técnico humano que resultó en explosiones de vapor y fusión del núcleo del reactor No. 4 de la planta. Esa fusión y las explosiones de vapor rompieron el núcleo del reactor y destruyeron el edificio que albergaba el reactor, seguido por el incendio en el núcleo del reactor ya al aire libre que duró varios días, lapso en que contaminantes radiactivos en el aire se dispersaron a otras regiones de la URSS y Europa.

Es importante recalcar que los reactores nucleares NO EXPLOTAN, no son una bomba atómica, no operan como un arma expresamente diseñada para causar efectos destructivos devastadores e inmediatos. Aún, en el hipotético caso de un ataque armado contra la central de Zaporiyia y fruto de unas explosiones, lo peor que puede suceder  es que los núcleos se  fundan. El caso de los reactores 1 y 4 de Fukushima son ejemplos reales, veamos: Tras el tsunami, que se llevó y rompió los generadores diésel de emergencia, se perdió la refrigeración de emergencia de los reactores, eso provocó una elevada temperatura en los reactores, el hidrógeno del oxígeno que formaba agua se disoció. Al liberarse hidrógeno hacia la segunda barrera de contención de hormigón, no tuvieron más remedio que dejarlo explotar (la barrera), sabiendo que la contención principal del reactor estaba bien. 

No hubo explosión nuclear porque los núcleos de uranio NO EXPLOTAN, no son bombas nucleares. Los reactores al ser apagados les queda un calor remanente por fisión retardada y decaimiento del uranio enriquecido que usa ese tipo de central nuclear que al no estar refrigerado de forma constante hace que falle. En Fukushima tuvieron que meter agua directa del mar mezclada con ácido bórico para absorber neutrones, no fue suficiente y por eso se fundieron los núcleos (la temperatura debe supera los 2100°C).


La central nuclear de Zaporiyia vista desde Nikopol (Reuters)

¿Qué pasa si se funden los núcleos? En Chernóbil hubo error humano, se dio la fusión del núcleo, no existía la contención y toda la radiactividad quedó al aire libre. Las autoridades soviéticas demoraron en tapar el núcleo con hormigón. A pesar de la inmensa tragedia en Chernóbil las consecuencias reales no superaron los 20 km de radio y los niveles de radiación que absorbió la gente más allá de esos 20 km no fueron suficientes para causar daño biológico.

¿Puede esto pasar en Zaporiyia? Un ataque armado directo a la central puede causar explosiones, lógico, fruto del caos podría pasar que no puedan enfriar los núcleos, verse obligados a abrir las válvulas de escape o no tapar los reactores con hormigón... esos factores pueden ocasionar la fusión del núcleo de los reactores. 

Es comprensible el por qué los rusos han tomado severas medidas de seguridad y contingencia en caso de un ataque directo a la central. Una pregunta sería, ¿por qué razones los rusos atacarían una central nuclear resguardada por ellos? No hay lógica para eso. Escuchando como reacciona el gobierno ruso debemos entender que están preparados para esa eventualidad, evitar el desastre, impedir que se repita un Chernóbil, y por ello solicitan la presencia de inspectores nucleares de Naciones Unidas o Agencia Internacional de Energía Atómica (IAEA, siglas en inglés).

Hay mucha irresponsabilidad y vergüenza de los medios al usar una hipotética desgracia para vender noticias, para apoyar a un bando que busca provocar un incidente nuclear en su provecho; pero, ¿qué éxito puede lograr causando una tragedia cuando serán directamente afectados por sus acciones? Solo la mentalidad megalómana de unos jefes ucranianos nos llevaría al sinsentido de "matar al mayor número posible de rusos"... absurdo. ¿De verdad presiona EEUU/OTAN a Ucrania para provocar un incidente nuclear y alinear al "mundo" contra los rusos?

Tras el pánico mundial provocado por los medios de desinformación intensiva debemos replantear la necesidad de informarnos, queremos que nos INFORMEN, no que nos ALARMEN. Ucrania tiene todo el derecho del mundo a defenderse, elemental, sea cual fuere su causa, así como tiene el derecho y la "fortuna" de ser armado por USA/OTAN ("privilegio" que no gozan pueblos invadidos con una terrible catástrofe humanitaria como Yemen y Palestina). Rusia tampoco es una nación "santa de devoción", pero, una vez más preguntémonos: ¿Qué llevó a Rusia a invadir Ucrania?

Tenga cuidado con lo que escucha, no todo es cierto pero tampoco todo es mentira. La situación es muy complicada, la diplomacia internacional trabaja en silencio para evitar tal "apocalipsis" y  "explosiones" nucleares  en Zaporiyia. Una manera noble de evitar tanta verborrea dañina es no generar pánico ni hablar de forma irresponsable. Los medios occidentales, en definitiva, solo piensan en el lucro por vender sensacionalismo que causa miedo y angustia.


Militar ruso vigilando una zona de la central nuclear de Zaporiyia

¿Qué dice Ucrania/OTAN?

Es común leer en medios pro-atlantismo que EEUU urge al Organismo Internacional de la Energía Atómica tener acceso a las instalaciones nucleares de Zaporiyia, así como respalda a Ucrania para desmilitarizar la central nuclear tomada por las tropas rusas que estarían realizando ejercicios “temerarios”. La petición en concreto es: “Junto con nuestros aliados, hacemos un llamamiento a Rusia para que cese todas las operaciones militares cerca de las centrales nucleares ucranianas y que devuelva el control de Zaporiyia a Ucrania”. (Ned Price, portavoz del Departamento de Estado).

Price, pidió a Rusia que sea un país “responsable” y que se siente con Estados Unidos para comenzar a negociar un nuevo tratado que sustituya al Nuevo Start, un acuerdo que limita la actividad nuclear de ambos países y que expirará en 2026.

“Las propuestas de desmilitarizar una zona en torno a la central nuclear de Zaporiyia son inaceptables”, dijo el portavoz ruso de Exteriores, ya que los bombardeos provienen desde las zonas controladas por Kiev. 

La semana pasada a nivel mundial la prensa atlantista difundió un video que demuestra que Rusia desafía a la ONU al utilizar la central nuclear de Zaporiyia como comando militar. Lo que se aprecia es la presencia de camiones militares rusos estacionados ordenadamente en algún hangar de la planta nuclear que cuenta con muchas edificaciones. Es comprensible que en plena guerra, estas infraestructuras sean resguardas por personal militar. ¿O en pleno conflicto bélico pondría usted al personal de Greenpeace a proteger unas instalaciones nucleares consideradas objetivo de guerra o para prevenir posibles ataques terroristas?

En base a la presencia militar rusa que resguarda la central de Zaporiyia no existe evidencia que las tropas rusas utilicen el complejo para dirigir operaciones militares o que estén bombardeando la central o sus alrededores, ¿qué irracional sentido podrían tener los rusos de autobombardearse?. Está claro que los disparos de artillería provienen del lado ucraniano para ejercer presión internacional contra Rusia. Con el armamento de precisión (artillería de largo alcance) que entrega USA/OTAN los ucranianos pueden impactar directamente en la central nuclear, no lo harán, salvo que algún desquiciado...

Estas "noticias", por mera coincidencia, concurrieron en simultaneo al viaje del jefe de la ONU a Ucrania, el atlantista Antonio Guterres, e intentaban alarmar al mundo con que los rusos podrían estar planeando un ataque a Zaporiyia, la mayor central nuclear de Europa. Sin embargo, la inteligencia ucraniana afirmó aquello únicamente tras la denuncia del Kremlin de un intento de Kiev para provocar un “accidente” en la planta, durante la visita de Guterres.


EEUU respalda la petición de Ucrania de desmilitarizar la central nuclear de Zaporiyia.

Según la empresa estatal ucraniana "Enegoatom" (regulador nuclear de Ucrania) Moscú quiere "apagar los bloques de energía en funcionamiento en la planta, desconectarla de la red eléctrica de Ucrania y volver a conectarla a la red rusa en un intento por privar al país de una fuente de energía importante". En nota de prensa dice que “el 22 de agosto de 2022, la central nuclear de Zaporiyia (ZNPP) continúa operando con el riesgo de violar las normas de seguridad contra incendios y radiación” y que el “bombardeo periódico de la ZNPP por parte de las tropas rusas con misiles antiaéreos causó un grave riesgo para el funcionamiento de forma segura de la central”.

Es poco entendible que Energoatom haya señalado que el 5 de agosto hubo "un ataque del ejército ruso a la central, se activó la protección de emergencia de una de las plantas de energía, por lo que desde entonces se ha desconectado una de las tres unidades en funcionamiento. Durante ese ataque, la estación de nitrógeno y oxígeno y el edificio auxiliar combinado sufrieron graves daños. Todavía existen riesgos de fuga de hidrógeno y pulverización de sustancias radiactivas, y el riesgo de incendio también sigue siendo alto". Dice el comunicado que el 6 de agosto, “como resultado del bombardeo de los invasores, se dañaron tres sensores de monitoreo de radiación en las instalaciones de la ZNPP”. Y que el 11 de agosto, “los ocupantes dispararon contra el edificio del cuerpo de bomberos, ubicado fuera del perímetro de la ZNPP, diseñado para protegerlo de incendios y extinguirlos en caso de situaciones de emergencia”... y otros "incidentes" en días posteriores.

Y sigue siendo poco entendible que el ejército ruso ataque la central nuclear que es resguardada por el ejército ruso. Ucrania afirma que las fuerzas rusas están atacando la ZNPP, pero son los rusos, desde marzo, quienes controlan la planta y zonas aledañas (los operadores son ucranianos), los motivos para auto-inflingirse un incidente nuclear solo puede ocasionar peligro a los rusos étnicos bajo protección del ejército ruso y fuerzas aliadas en el oblast de Zaporizhzhia (Zaporiyia). Son ya semanas que esa región es objeto de periódicos bombardeos, y no es novedad que haya un arma que ha dejado su impronta en el terreno, los obuses M777 proporcionados por Estados Unidos.

Lo que si es probable es que, como se informó en las últimas horas, los rusos bombardearon posiciones ucranianas en la localidad de Nikopol a 10 kilómetros de las instalaciones atómicas de Zaporiyia (Nikopol se asienta en la orilla opuesta del río Dniéper, una seis millas (10 kilómetros) río abajo de la planta). ¿10 kilómetros son mucho o poco para poner en peligro la central nuclear? ¿Podría ser que esas fuerzas ucranianas se desplegaron para atacar la planta con artillería desde la ciudad de Nikopol?. Las consecuencias conforme la prensa  recae solo en las fuerzas armadas rusas.


Central nuclear de Zaporiyia bajo control de Rusia (Reuters/Alexander Ermochenko)

¿Qué dice Rusia al respecto?

Hasta la prensa atlantista reconoce que Putin viene advirtiendo sobre una catástrofe en la planta nuclear de Zaporiyia y que es el primero en exigir que una misión del OIEA visite la planta de energía lo antes posible. Lo ha reiterado al presidente francés, Emmanuel Macron. 


Vladimir Putin en una conversación con Emmanuel Macron (Sputnik/Mikhail Klimentyev-Kremlin via Reuters. Foto Archivo)

La misión de observación exigida por Putin, con inspectores independientes, puede probar quién es responsable de los ataques en la zona.  Por otro lado, el Consejo de Seguridad de Rusia acusó a Washington de alentar a Kiev a atacar la planta. Moscú defiende su presencia militar recalcando que "las tropas están allí para evitar un desastroso escenario de Chernóbil”.

Es cierto que Rusia rechazó la propuesta de la ONU para que la planta sea desmilitarizada; sin embargo, Bruce K. Gagnon, coordinador de la Red Global contra las Armas y la Energía Nuclear en el Espacio, transmitió al Secretario General de la ONU su condena a Kiev por la terrible situación.

Parte de esa carta  a Guterres (ONU) dice:

“He estado siguiendo esta situación peligrosa durante muchas semanas. Es bastante obvio para mí que el gobierno de Kiev instalado por Estados Unidos está bombardeando la planta nuclear. ¿Por qué Rusia querría contaminar la misma región de ciudadanos de etnia rusa que está intentando salvar de este régimen de Kiev fuera de control? El hecho de que el personal de la planta ucraniana permanezca en sus puestos y que Rusia esté tratando de proteger la planta de un desastre, indica sus buenas intenciones en este asunto. Insto a sus oficinas a que lleven al OIEA a la planta lo antes posible y deben culpar públicamente por el bombardeo a la fuente apropiada: el régimen de Kiev que claramente está siguiendo las órdenes de Washington”. (La carta es citada por Connor Freeman, el 19 de agosto de 2022, en su artículo, "Putin Warns Macron of ‘Large-Scale Catastrophe’ at Zaporizhzhia Nuclear Plant". Antiwar.com)

Saquen sus propias conclusiones.

03 agosto 2022

Hitler en la propaganda satírica estadounidense




Tito Andino
Selección de ilustraciones
 


Industria y Producción 

Se editaron miles de carteles de propaganda sobre Hitler con diferentes tópicos anti-nazis. Pero, los trabajos que realmente destacaron por su vistosidad tanto en arte, color y mensaje se refieren principalmente a la superioridad económica e industrial estadounidense ante la Alemania nazi con la entrega de abundantes equipos, armas, alimentos y suministros para las tropas de mar, aire y tierra. Los civiles, sean éstos altos funcionarios del gobierno o ejecutivos corporativos, u hombres y mujeres en las fábricas, superaron con creces el desafío de rendimiento planteado.




Los nazis fueron incapaces de hacer frente a la producción americana por lo que, para Hitler y sus ejércitos, la única forma de mantenerse en guerra era aferrarse al expolio y explotación de recursos económico-industriales de las zonas bajo ocupación militar en Europa, debido a que el anhelado "espacio vital" en el Este nunca pudo ser explotado convenientemente dada la resistencia militar soviética.




El trabajo artístico, las caricaturas - propaganda anti-Hitler representa el esfuerzo del gobierno federal para aglutinar a la población en esos tiempos de adversidad. Objetivo: Trabajo y producción, de esa manera redujeron la importancia de la amenaza nazi y japonesa (sobre las propaganda anti-nipona ya dedicamos dos entregas anteriores (VER: Notas a píe de página) 

Como explicamos aquí y en anteriores entradas, realizamos una selección de satíricas políticas cuyo mensaje elocuente era que la Alemania nazi no pudo -nunca- estar al nivel de la producción de guerra de los Estados Unidos (ni de cualquier otra área industrial). La propaganda alentó a la gente a participar en el esfuerzo de guerra con el trabajo en los frentes laborales, agrícola, industrial, financiero y hasta “permaneciendo callados” (evitando difundir rumores), desalentando las huelgas laborales, comprando bonos de guerra, etc. 




Las ilustraciones constantes en esta entrega provienen de diversas fuentes, recopilación que incluye agencias gubernamentales de los Estados Unidos de América, empresas privadas e industria militar. Las caricaturas muestran exageradas o ridículas características asociadas con la figura del líder alemán durante la Segunda Guerra Mundial.

 



Esta creatividad artística (propaganda) debía ser tan vigorosa como las fuerzas de combate en los campos de batalla. La Junta de Producción de Guerra y otras agencias encargaron carteles destinados a motivar a los trabajadores de la industria de defensa conectando su trabajo con el esfuerzo de guerra. 

Los carteles, tipo sátira anti-hitleriana, mostraban a trabajadores que desafiaban directamente a Hitler construyendo armas y equipos.




Como curiosidad, esta entrega dedica a los carteles en que Hitler es el protagonista. Dejamos para una futura presentación las aventuras en caricaturas del maníaco trío del Eje (Hitler, Mussolini, Hirohito y/o el General Tojo), luchando unidos contra la producción industrial-armamentística de los Aliados.


Selección de CARTELES referentes a la superioridad industrial de los EE.UU

 

















*****

Continuaremos con caricaturas del EJE en siguientes entradas. 
El material gráfico de esta entrada proviene de diferentes fuentes gubernamentales y entes privados de los EEUU. La mayoría de ellos están disponibles de forma libre en los buscadores de Internet.

Artículos relacionados:
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddToAny