Bienvenido a este Blog. Detectives de Guerra le brinda los mejores análisis de los conflictos internacionales de actualidad

29 noviembre 2019

Manuel Noriega y la Trama Oculta del Poder (2)





Introducción previa 


Conforme hemos analizado en entregas anteriores y otras investigaciones, se va estableciendo que no solo la CIA estaba involucrada en el comercio de las drogas, los estudios científicos relacionados con ella también son pieza clave en la trama y en esta última intervienen con fuerza los servicios secretos británicos; por supuesto hay evidencia para creer que los franceses y otras potencias occidentales, sin olvidarnos de los soviéticos, pusieron énfasis en la investigación con sustancias estupefacientes y psicotrópicas como una eventual arma de guerra psicológica. 

Tenemos suficientes reportes para señalar que fue el espionaje británico quien inició la cultura del LSD allá por los años 50 del siglo XX bajo la fachada del conocido centro de investigación "Instituto Tavistock", el uso del LSD fue planteado como arma contra las revueltas sociales y activistas. El experimento con drogas degeneró en la llamada "era hippy", la contracultura de los sesenta condujo al aclamado lema "haz el amor y no la guerra", al ingenuo "pacífismo" divulgado por figuras del arte, música, literatura, etc; mientras sus programadores continuaban con sus guerras adormeciendo al "frente interno". Financiar esos estudios y experimentos tuvieron un origen, el dinero proveniente del tráfico de drogas.

Ya hemos topado el caso Irán-Contra, y también en temas anteriores hemos examinado el caso Vietnam, la invasión estadounidense de Afganistán (bajo la bandera de la OTAN) y el exponencial incremento del tráfico mundial de la heroína. Pasando por las guerras de Chechenia y Kosovo, el "Plan Colombia", las guerras contra Yugoslavia, etc., el negocio se ha perpetuado. Los únicos expuestos al reproche público son aquellos que buscan fama y dinero (traficantes) y las víctimas que son siempre la población vulnerable.  

Continuemos con la investigación de Daniel Estulin.


Parte 3

Manuel Noriega fue un sucio traficante de drogas, entrelazado con algunos de los personajes más nefastos de la segunda mitad del siglo XX. Sin embargo, cualquier persona razonable debería entender que Noriega no podía trabajar solo. Esta parte del reportaje nos acerca a Noriega, estableciendo los vínculos entre él, la CIA, la droga, el Ministerio de Vivienda, bandas organizadas, aeropuerto de MENA en Arkansas, Bill Clinton, la Casa Blanca y las operaciones ocultas.




Organigrama 1: 
Tráfico de drogas de la CIA-Ministerio de Vivienda-lavado del dinero

► El tráfico de drogas por parte de la CIA a través de operaciones clandestinas como WATCHTOWER (ver primera parte) financian operaciones ocultas e ilegales a lo largo y ancho del mundo. Algunos de esas operaciones forman parte de un plan de Gobierno Mundial a través de la financiación de FEMA y la inteligencia artificial más potente jamás visto como el programa  PROMIS.
► Existen, por lo menos, tres forman distintas y comprobadas, que vinculan a la CIA con el tráfico de la droga: a) A través de los bancos extranjeros (BCCI, BSHC); b) A través de los bancos estadounidenses como Citigroup, Chase Manhattan, Goldman Sachs; c) A través de un sin fin de agencias del gobierno estadounidense, por ejemplo, el Ministerio de Urbanismo y Vivienda HUD (Housing and Urban Development, por sus siglas en inglés).
 Catherine Austin Fitts, ex subsecretaria de Vivienda del gobierno de George Bush padre y ex directora de Warburg Dillon Read, ha descubierto que más de 57 mil millones de dólares faltaban en la tesorería de la Vivienda. Este descubrimiento llevó a un pleno del Congreso americano y una investigación sobre la apropiación de fondos. 57 mil millones representaban los beneficios. ¿Quién se lo llevó y a dónde fue a parar? (Nota del editor del blog: VER artículos de Catherine Autin Fitts Narcodólares para principiantes)
► La investigación del Congreso demostró que por lo menos una parte del dinero se utilizó para recomprar los bienes inmuebles de personas de color. Los Ángeles era el epicentro de las operaciones. la recompra de esos bienes sirve además a los planes de la Comisión Trilateral: Primero, los inmuebles, a través del Ministerio de la Vivienda (HUD) volvería a parar otra vez a los manos de los Trilateralistas/CFR/FEMA. Segundo, las viviendas de las familias arruinadas (cuyo valor haya descendido más de 80%), en barrios infestados por las drogas y bandas organizadas se compran a través de los principales bancos estadounidenses como Chase Manhattan (Rockefeller), Citigroup (Bilderberg) y Goldman Sachs utilizando dinero sucio de las drogas. De esa forma el dinero sucio se reusa y se reincorpora en el sistema financiero donde se convierte en el dinero limpio.
 ► Las operaciones secretas relacionadas con la droga, bandas organizadas y su posterior venta a través de la CIA está más que documentada en varios libros y publicaciones de prestigio. Por ejemplo: In Banks We Trust, autor: Penny Lernoux, Garden City, N.Y., Anchor-Doubleday 1984, p.79; The War Conspiracy, autor: Peter Dale Scott, N.Y., Boobs/Merrill 1972, pp.199-211; The Politics of Heroin in Southeast Asia, autor: Alfred W. McCoy, N.Y., Harper-Row 1972, p.315. El primer artículo acerca de la participación de las agencias de inteligencia estadounidenses en el ilícito negocio de las drogas salió a la luz en el Wall Street Journal, 18 de abril 1980. El rotativo explicó correctamente que el equipo secreto de la OSS (CIA) en Kunming, China, a menudo pagaba a los indígenas con bolsas de opio de tres kilos. Los integrantes del equipo eran: John Singlaub, (director de la liga mundial anti-comunista), Ray Cline, (CIA, Iran-Contra), Paul Helliwell (CIA), Lucien Conien (CIA) y Michael Werbell.
► El ejemplo europeo en cuanto al negocio de las drogas por parte de la CIA fue la Operación COREA. La CIA se defendía de las acusaciones de la venta de drogas diciendo que el negocio les facilitaba el acceso al círculo íntimo de los peores traficantes de drogas y terroristas internacionales. El agente de las Fuerzas Especiales, mayor Tiny McKee descubrió la auténtica trama y la envergadura del negocio de la CIA y estaba camino a los Estados Unidos para presentar sus descubrimientos al Fiscal General cuando murió en el atentado terrorista a borde de Lockerbie PAN AM 103.  (En otro trabajo se analizó la verdadera historia y los auténticos culpables de ese macabro atentado). Operación COREA recibía su dinero del banco criminal BCCI/First American Bank. El dinero estaba en la cuenta #2843900…administrado por la CIA. Estas revelaciones sensacionales salieron a la luz gracias a un artículo de investigación publicado en la revista TIME, 27 de abril 1992, por Roy Bowen.



La CIA utiliza las bandas organizadas en California para distribuir las drogas a cambio de inmunidad y porcentaje de ventas. Las drogas provienen de Laos, Afganistán, Irán, Turquía tanto como de varios países europeos. Esta información esta recogida en un excelente libro, ganador de varios premios periodísticos, "Bloods and Crips", sobre las actividades de las dos bandas organizadas más temibles de Los Ángeles. El libro describe con asombroso detalle como las bandas iban a MENA, un pequeño pueblecito de Arkansas para intercambiar la heroína china “chino blanco” por la cocaína latinoamericana llevado a MENA desde Colombia por la CIA. El gobernador en aquella época de Arkansas era un tipo que se llamaba Bill Clinton. Clinton estaba hasta las cejas metido en el negocio de las drogas. Por eso, cuando ví un largísimo articulo en "El Mundo" escrito por Pedro J. Ramírez del año 2006, alabando a Clinton como un gran hombre, solo podía reírme de la ignorancia del director del periódico español. El papel de las bandas organizadas ya ha sido cubierto en los libros sobre el ´Club Bilderberg´.
 El papel que juegan las bandas organizadas es primordial en desestabilizar la seguridad doméstica creando un clima de miedo que requiere un mayor nivel de la protección policial, que por supuesto implica el pleno derecho de recortar las libertades y derechos civiles.
► Después de la invasión de Panamá, con Bush padre en la Casa Blanca, sucedieron varias cosas de gran interés que la prensa americana tapó con éxito y la prensa europea ni se enteró. Una de las primeras peticiones de los abogados de Manuel Noriega al empezar su juicio, tenía que ver con la petición formal de la información sobre la Operación WATCHTOWER. ¿Por qué, pregunto, pediría Noriega información sobre WATCHTOWER, si según la CIA la operación nunca existió? Segundo acto, Noriega llega a un acuerdo con la fiscalía americana: el gobierno le devuelve $3 millones a cambio de que Noriega se olvide de WATCHTOWER y sus consecuencias. De hecho, según la comisión especial legislativa de la Asamblea de Costa Rica sobre el narcotráfico, los investigadores costarriqueños han descubierto un vínculo entre la red de coronel Oliver North y su banda de criminales relacionados con el Irán-Contra, como el embajador estadounidense Lewis Tambs, el general Poindexter, Manuel Noriega y los traficantes de drogas de los carteles colombianos. Varios artículos sobre el asunto lo demuestran sin lugar a dudas. (Hull Shucks Jail: Did DEA Help John Hull Flee Costa Rica, Village Voice, 22 de octubre, 1991; L.A. Times, 8 de enero 1987).

Durante la investigación de WATCHTOWER, el Congreso estadounidense recibió información de que más de 70% del dinero sucio de la CIA relacionado con la droga se lavaba a través de los bancos en Panamá. Eso, tenemos que tener muy en cuenta cuando empezamos a desenredar la trama oculta de la invasión de Panamá por parte de Bush padre.

a) La invasión de Panamá se consumó justo después de que Noriega cerró el grifo financiero como parte del chantaje
b) Una vez que la invasión terminó, los bancos de Panamá volvieron en abrir sus puertas. Si tenemos en cuenta que el 70% del dinero sucio de la CIA (Bush padre, William Casey como directores) se lavaba a través de los bancos panameños, entonces uno debería sospechar que una vez se reabrieron las puertas de los bancos el negocio ilícito se reestablecería. Y, así lo fue, lo demuestra la investigación independiente del Congreso americano.


Parte 4

Otro de los personajes clave en la historia de Manuel Noriega es Albert Vincent Carone. Para muchos, entre ellos para el gobierno estadounidense y el ejército americano, Carone nunca existió. Sin embargo, Carone existía, desempeñando un papel clave entre todos estos personajes. Carone, era una paradoja envuelta en un misterio ocultado detrás de un enigma. Que Carone existía, estaba vinculado a la CIA, la droga y algunas de las operaciones encubiertas más sucias del gobierno estadounidense se demostró a través de varios documentos.

Georg H.W. Bush y el General Manuel Antonio Noriega, juntos en 1983.


Carone era un detective de la policía de Nueva York (NYPD por sus siglas en inglés), además de importante miembro de la familia mafiosa de los Genovese, una de los cinco más importantes de Nueva York. Él conocía a todos los principales mafiosos de la época, como Vito Genovese, Sam Giancana, Santos Trafficante, Joe Colombo Jr., Paul Castellano. El número de su placa policial era 3283. Carone se jubiló de la NYPD en 1966 después de 20 años en NYPD.

Las relaciones entre Albert Carone y la Mafia son un vínculo importante para nuestro entender del caso de Manuel Noriega. Repasamos los vínculos:

Albert Carone era amigo de 1) Vito Genovese; 2) Joe Colombo Jr.; 3) Santos Trafficante; 4) Sam Giacana; 5) Paul Castellano y 6) Shavey Lee.

Genovese era uno de los miembros originales de la infame “Asesinos S.A.”, dirigido por Meyer Lansky y Lucky Luciano. Después de la caída de Lansky y Luciano, Genovese se convertiría en el “Don” de la familia. De chico, Albert Carone se convertiría en miembro adoptivo de la familia Genovese. El vínculo con otros “Don” de la Mafia también es significativo para el relato. Por ejemplo, Santos Trafficante estaba vinculado al asesinato de JFK. Sam Giacana, otro “Don” de la Mafia, murió tiroteado antes de testificar ante el Congreso estadounidense por su papel en el asesinato de JFK. Paul Castellano también murió tiroteado. Su sustituto fue John Gotti, un tipo violento más allá de cualquier límite que gozaba de buena amistad con George Bush padre. Shavey Lee era el jefe no oficial de la mafia China en Chinatown de Nueva York que traficaba con heroína con el beneplácito de la CIA que utilizaba las triadas chinas para enriquecerse de este negocio.

Otros personajes que aparecerán en la historia son Maurita Lopenz, la amante de Fidel Castro y la madre de su hijo. Lopenz además de tener relaciones sexuales con Castro, también lo hacia con Carone. La CIA, a través de Carone intentaba convencer a Lopenz que envenenara a Castro. Otro personaje vinculado a Carone es Ted Shackley, legendario sub director de la CIA que conjuntamente con Richard Armitage, íntimo de la familia Bush, traficaba drogas en el sureste asiático durante la guerra de Vietnam. Armitage ex subsecretario de defensa estadounidense también tiene mucho más protagonismo en la investigación.


Noriega junto a Fidel Castro, foto de 1984


Albert Carone era el hermano menor de Pat Carone, psiquiatra de NYPD. Pat Carone (ver primer parte) también trabajaba para la CIA en operaciones secretas como Mk-Ultra, Mk-Delta, Mk-Naiomi, Mk-Search, Mk-78-Dr. Todas esas operaciones trataban de experimentos secretos relacionados con el control mental en las personas. Muchas de ellas tenían como objetivo en crear un asesino perfecto, sin escrúpulos, telediregido por el Poder, conocido como “el Candidato Manchu”.

Volvamos a la Mafia. La hija de Carone, Desiree, conocía a todos los principales mafiosos como los “Tios” Cuando Desiree se caso, Albert Carone, su padre, organizó dos banquetes distintos en el mismo edificio. En un banquete, celebraban todos los principales mafiosos del día, y en el otro, estaban un centenar de los amigos de la familia de NYPD.

Sin embargo, el papel de Carone dentro del NYPD era una simple fachada. Durante más de 25 años, una de las principales funciones de Carone dentro de NYPD era la de actuar como encargado de proteger los envíos de la droga de la CIA a varias familias mafiosas que, a su vez, encargaban distribuir la droga a través de las bandas organizadas. (Ver la parte 3) 


Carone, además era el intermediario y el hombre de confianza de George Bush padre, ex presidente de los EEUU y ex director de la CIA, otro el director de la CIA William Casey y de uno de los principales protagonistas de Íran-Contra, Oliver North. Entre su círculo intimo de amistades figuraban Richard Nixon, Manuel Noriega y Ferdinand Marcos.

Durante los años que trabajaba para la CIA, Carone participo en las siguientes operaciones secretas:

En América Latina y África:

- Operación RED MIST trataba sobre la identificación de las infraestructuras comunistas (1973-1975). En una de las operaciones (A-5), Carone trabajaba junto al Coronel Manuel Noriega.

- Project SANDMAN trataba de la eliminación de las infraestructuras comunistas en América Latina (1975-79).

- Sin embargo, la operación que le vincula directamente con la droga y la CIA fue WATCHTOWER (ver primer parte). WATCHTOWER era una operación dirigida directamente por el ejército estadounidense cuyo objetivo fue recaudar fondos a través del negocio de la droga para financiar las actividades anticomunistas.

Organigrama Watchtower

1. La cocaína en Colombia se dirigía a Panamá (1975-76).
2. La cocaína en Panamá se partía a zonas prestablecidas en Costa Rica, El Salvador y Honduras. (1976-81)
3. De los países latinoamericanos, la cocaína se dirigía a MENA, Arkansas, Estados Unidos. Allí, la cocaína se distribuía por el asociado del señor Genovese para financiar las actividades anticomunistas en Latinoamérica. 

Los beneficios, se lavaban por orden directo del director de la CIA, William Casey. El dinero de esas operaciones se lavaba a través de Import-Export Bank, BCCI, Fugan-Hand Bank, BNL, BCP, Continental Illinois National Bank, Turst Company de Chicago e Intermaritime Bank de New  York. Esos beneficios son blanqueados a través de las bolsas en New York (Wall Street), Londres, Chicago Commodity Exchange y Chicago Board of Trade. 

William Casey, director de la CIA durante la administración Reagan, era otro de los muchos “Tios” de Desiree, la hija de Carone. En los años 70, antes de convertirse en el director de la CIA, Casey era Director General de la SEC, que regula las inversiones en las bolsas en los Estados Unidos. Durante su mandato, Casey utilizaba a Carone como intermediario (“cut out” en lenguaje de espionaje) para pasar información privilegiada al Gran Capo de la Mafia, Paul Castellano, según la declaración de la hija de Carone. 

Además de su trabajo con NYPD, la CIA y la Mafia, Carone era coronel en el ejército americano adjunto a la división de contraespionaje (CIC por sus siglas en inglés). Pero incluso eso, ni siquiera cubriría la mitad de lo que era este hombre-enigma. Carone también era el caballero de la Orden Militar de Malta (SMOM por sus siglas en inglés). 


La Orden de Malta (SMOM), históricamente, ha sido el brazo ejecutor-militar del Vaticano. Durante las últimas dos décadas, ha actuado como canalizador de los fondos secretos, lavado de dinero sucio, la fuente para mover el oro en el mercado negro y el lavado de dinero para la CIA, entre un sin fin de otras cosas relacionados con componentes nucleares, biotecnología, guerra biológica, etc.

La leyenda popular sitúa a la Orden Militar de Malta (SMOM) robando más de 2.000 toneladas métricas de oro ruso en 1991, algo que demostré era una simple falacia.

Algunos de los personajes más conocidos de los últimos cincuenta años forman parte de la Orden Militar de Malta (SMOM). Uno de ellos fue Albert Vincent Carone, William Casey, el secretario de estado americano, Alexander Haig, Vernon Walters, subdirector de la CIA bajo Bush padre, “Wild” Bill Donovan, jefe de la OSS, tanto como otro espía legendario del contraespionaje de la CIA, James Jesus Angleton. Otro tipo que fue un Caballero de la Orden fue Reinhard Gehlen, ex general de la Wehrmacht, reclutado por los americanos para trabajar para EEUU después de la Segunda Guerra Mundial. La lista de los SMOM incluye todos los más poderosos e influyentes miembros de la sociedad occidental de los últimas décadas.

Un grupo del Vaticano estrechamente relacionado con los Caballeros de la Orden de Malta, es el Opus Dei. Así que no debería de sorprendernos, entonces, que Carone estaba estrechamente vinculado con el Opus Dei y, sobre todo, con la operación oculta cuyos orígenes remontaban hacía 1944. Esta era la ya conocida Operación AMADEUS.

Es decir, Albert Vincent Carone era el vínculo entre la CIA, la Mafia, NYPD y SMOM.



Carone murió en 1990 en circunstancias misteriosas. El punto de ruptura con su vida anterior llegó en 1985 después de una misión fallida en México donde murieron varios centenares de mujeres y niños inocentes (?). 


Nota del editor del blog: En 1995 se presentaron varios casos curiosos en México. Lo que menciona arriba el señor Estulin refiere a una supuesta masacre comentada en el juicio contra la CIA por la parte acusadora, la hija de Albert Carone, Desiree Carone-Ferdinand. La declarante expresó que su padre, Albert Carone, junto a un tal James Robert Strauss y otros destruyeron una aldea entera de hombres, mujeres y niños (Chapatulla). Hecho sobre el que no existe evidencia documental, ni testimonial, esa versión no se puede confrontar con ninguna otra fuente (no existe reporte de un caso con centenares de víctimas mujeres y niños que haya ocurrido en 1985 en México, lo que sin duda estaría registrado en todo el mundo, salvo el terremoto de la ciudad de México).  Este breve dato es recogido por un par de fuentes en inglés (libros "The New War on the Poor" de John Gledhill y en "Bagman: The secret life of Col. Albert V. Carone" de Eric Stacey) y como única fuente la declaración de la mencionada hija de Albert Carone; no obstante, éstos autores mencionan la ciudad de Chapala en el estado de Jalisco (siendo imposible localizar un poblado con el nombre Chapatulla).  A partir de ese supuesto hecho se dice que Albert Carone cambió de opinión, dejando de participar en asesinatos y tráfico de drogas para la CIA; esto, a la vez, sería la causa de su extraña muerte. El proceso judicial es de dominio público. El caso fue desestimado por la Corte (Court dismissal Carone-Ferdinand v. CIA.  No. CIV.A.00-403 (RMU). 131 F.Supp.2d 232 (2001) DESIREE CARONE-FERDINAND et al., Defendants. United States District Court, Disctrict of Columbia. february 27, 2001). 
Como hemos señalado, 1985 es el año del gran terremoto que asoló la ciudad de México, 19 de septiembre de 1985. Hechos graves fueron destapados tras el sismo, por ejemplo: Los abusos que se cometían en los sótanos de la Procuradoría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), hombres y mujeres maniatados por la espalda, marcas de esposas, desnudos y con signos evidentes de tortura fueron hallados muertos debajo de los escombros. Reporteros de la prensa que cubrían el terremoto fueron testigos presenciales e incluso colaboraron en el rescate. Un medio informó que allí se encontró cadáveres de personas reportadas como desaparecidas días atrás. Otra curiosidad fue la identificación de 10 cadáveres de ciudadanos colombianos detenidos, acusados de delinquir, todos presentaban signos de tortura. El conocido medio mexicano "Proceso" (5 octubre 1985), describió las cárceles clandestinas en el interior de la PGJDF. A pesar que varios agentes admitieron que allí se efectuaban detenciones arbitrarias y tortura, incluso en casas aledañas, las autoridades de la procuradoría negaron las evidencias. Hasta hoy no se ha esclarecido nada.  
Sin embargo, algo que si podría estar relacionado y que involucra el tráfico de drogas entre México y Estados Unidos en 1985 fue el brutal asesinato del agente del DEA, Enrique Camarena Salazar, el 7 de febrero de 1985 en Guadalajara - Jalisco (el mismo estado en que encontramos ubicado Chapala). Recordemos que en 1984 tropas mexicanas en la "Operación Rancho Búfalo" destruyeron una inmensa plantación de marihuana (1000 hectáreas) de Rafael Caro Quintero, en ese lugar laboraban más de 3.000 personas. Se calcula en algo más de ocho mil millones de dólares la producción anual que generaba la plantación. Este golpe secundaba a la famosa desarticulación y destrucción del complejo de producción de cocaína en la selva colombiana conocido como Tranquilandia, en la que se incautaron 13,8 toneladas métricas de cocaína de los socios del Cartel de Medellín, socios del cartel mexicano. Conforme la secuencia de los anteriores artículos, era lógico que éstas acciones del DEA fueron un duro golpe a la financiación de la "guerra anticomunista" de la CIA en Latinoamérica.
Caso aparte de los asesinos materiales de Enrique Camarena, en 2013, agentes federales estadounidenses relataron que Camarena fue asesinado por un agente de la CIA, Félix Ismael Rodríguez, ya que Camarena habría destapado los vínculos del traficante Rafael Caro Quintero con Washington y que el dinero obtenido mediante el narcotráfico servía para financiar a la Contra en Nicaragua, se basaban en datos obtenidos años atrás por declaraciones al FBI de​ un alto oficial de la policía mexicana, Guillermo González Calderoni, quien habría expresado que colaboradores de la CIA coordinaron el secuestro, tortura y asesinato de Camarena (afirmaron que existe filmaciones). Según los investigadores la declaración de González Calderoni se saldó, a la vez, con su asesinato en febrero de 2003 en Texas (lugar donde estaba residiendo), luego que revelara datos precisos sobre la participación de los hermanos Salinas de Gortari en el narcotráfico y sus vínculos con los carteles del Golfo y de Tijuana. Pero se sabe que González Calderoni también había caído anteriormente en el círculo de la corrupción de las organizaciones criminales.
Bien, en cuanto al agente de la CIA, Félix Ismael Rodríguez, nacido en Cuba, es un conocido anticastrista, participó en la fracasada invasión de Bahía de los Cochinos y otras aventuras anticomunistas, tenía nexos con George H.W. Bush durante el escándalo Irán-Contra. 
Así hemos ingresado en un profundo laberinto, una enmarañada red de "coincidencias" cuyo hilo parece ser interminable o sigue desenrrollándose a paso lentoY, sobre todo con una cantidad de desinformación que muchos dan por real.


La
teoría sobre la muerte de Carone debido a “toxicidad química de etiología desconocida” en 1990 se habría saldado con la desaparición de todos sus archivos personales, policiales y militares, tanto como el cierre, por personas desconocidas, de todas sus cuentas bancarias, pólizas de seguro de vida, inversiones en Wall Street, etc. En total, su hija calcula que las pérdidas sobrepasan los 10 millones de dólares, razón por la que demandó a la CIA. 

De la noche a la mañana, la figura de Albert Vincent Carone dejó de existir. En 1996, durante la investigación que Desiree Ferdinand llevaba a cabo, descubrió que su padre conocía a William Tyree, un ex miembro de las Fuerzas Especiales que trabajaba para la CIA junto a Carone en las misiones de tráfico de drogas desde América Latina...


NOTA final del editor del blog


La trama continúa, más la información divulgada es más que suficiente. Como he señalado arriba, el proceso judicial Carone-Ferdinand vs. CIA es de acceso público (puede consultarse en inglés). Lamentablemente existen hechos verdaderos combinados con una GRAN cantidad de desinformación. La motivación económica también entró en juego, Desiree Carone-Ferdinand pretendía obtener de la CIA y de personas como Oliver North y otros 38 millones de dólares por presunto desvio o destrucción de los activos que debía heredar de su padre (Albert Carone).

Fuentes de consulta

Noriega Files: la pelea por los archivos de inteligencia

- Artículos de Daniel Estulin (reproducidos) de su antigua página web (ya no disponible en internet). Archivos del editor del blog. 

- Crossing the Rubicon: The Decline of the American Empire at the End of the Age of Oil. Michael C. Ruppert. New Society Publishers, 2004 - 512 pagina's
- Bagman: The Secret Life of Col. Albert V. Carone. Eric Stacey (Author) 2006. Publishe Editor Lulu Press 
- The New War on the poorJohn Gledhill. Zed Books, 2015, 240 pagina´s 
- The New Underworld Order: Triumph of Criminalism the Global Hegemony of Masonic Intelligence. Christopher Story. Stranger Journalism, 2006 - 740 pagina's 
- The Case Against the General: Manuel Noriega and the Politics of American Justice. Steve Albert. Scribner Book Company, 1994
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

AddToAny